Escrito por Pixel y Dixel 

Gadget Viernes 96

Vino casero
wine pod¿Quieres tener tu propia producción de vino? Pues nada más fácil con el WinePod. Es el gadget para los geek que les guste el vino, podrás controlar el estado de tu producción vinícola remotamente desde tu ordenador. Por la módica cantidad de 1.500 € podrás hacer producciones de unas 60 a 70 botellas, dependiendo de la uva. Si te falta uva no te preocupes porque te podrán facilitar uva de la mejor calidad californiana congelada, aunque igual puedes conseguir uva española más barata. Así que ve preparando tu despensa y la de tus amigos. Aunque no creemos que supere a un buen Muga, un Viña Mayor o nuestro querido Guelbenzu.
Trampilla inteligente
Infra-Red Dog Door¿Estás cansado de encontrarte al gato del vecino en tu casa? Necesitas una trampilla inteligente, que únicamente se abrirá si se acerca el animal con el collar programado para el efecto. Funciona con 4 pilas AAA que durarán unos 3 meses y todo el conjunto cuesta 180 dólares.
Green Machine
green machineLa Green Machine es un triciclo muy popular en los EE.UU. desde hace bastantes años. Algunos aún lo recuerdan con nostalgia. En 2003 fue recuperado por Huffy, que acaban de lanzar un nueva versión. Se trata de un triciclo (para niños) para ir sentado pedaleando a toda velocidad, derrapando casi en cada curva. Se conduce mediante dos palancas, una de las cuales tiene la maneta de freno. Cuesta unos 100 $.

Comentarios

  • jhamil

    hola soy de madrid y estoy buscando este triciclo para mi hijo si alguien supiera donde lo puedo comprar se lo agradeceria mucho gracias

  • adri

    wenas

    yo soy de barcelona i quisiera saber donde lopodria comprar si alguien lo sabe que me escriba

    1 saludo

  • Emilio

    Yo tambien, de pequeño en EEUU lo tuve. Se llamaba Big-Wheel y tenia en problema que con el tiempo se acababa por partir el bastidor central ya que era todo de plástico. Ah, y tenia manillar en vez de palancas. La unica palanca era un freno que iba a la rueda trasera.

  • Yo tenía uno de esos, pero era de pedales no con las manos. Lo traje a España y era la envidia del vecindario.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar